Moda

publicidad
01 de diciembre de 2012 • 14:37

Peña Nieto y su baja estatura, un reto para su imagen

El mandatario lució una corbata en gris que constrataba con la tendencia a llevarla en rojo o verde de sus predecesores priístas.
Foto: Facebook/EnriquePeñaNieto
  • Olivia O'Gam
 

Con una estaura baja y una imagen aún acartonada, el nuevo presidente de México deberá enfrentarse con mayor seguridad y estilo a los mandatarios extranjeros con los que se reúna en los próximos meses

Ciudad de México, México.- México tiene un nuevo presidente a partir de hoy. Enrique Peña Nieto asumió esta tarde su cargo como jefe del Ejecutivo federal. Desde la página de la Presidencia de la Presidencia de la República hasta la decoración de Palacio Nacional ha comenzado a teñirse de los colores del Partido Revolucionario Institucional (PRI), al que pertenece el mexiquense.

Para el experto en imagen Alejandro Brofft, Peña Nieto pasó la “prueba de estilo” durante la ceremonia de toma de protesta. El gran reto será en sus reuniones con jefes de estado extranjeros:

“El problema va a ser cuando se tenga que enfrentar a líderes de otras naciones que tienen estaturas mayores. Esas imágenes son aniquiladoras en cuestión de proyección porque son estaturas de 1.75, 1.80  y la personalidad se merma, el carácter se hace pequeño cuando se tiene una estatura inferior”.

Brofft considera que el nuevo presidente de México sólo tiene una cosa por hacer ante esta situación: “Va a tener que trabajar muchísimo en la personalidad y la seguridad para que el porte y la actitud le ayuden a llenar esos huecos que son visuales pero tienen muchas implicaciones a nivel mental. Debe ser menos acartonado y verse más natural”.

Durante la toma de protesta de Peña Nieto, el mandatario se atrevió a dejar un poco de lado los colores de su partido: verde, blanco y rojo. Sobre una inmaculada camisa blanca de cuello ancho y puños para mancuernillas, así como un elegantísimo traje negro, el mexiquense lució una corbata en color plata, una tonalidad que está de moda esta temporada otoño-invierno.

Para el experto en imagen Alejandro Brofft la selección de Peña Nieto para la toma de protesta fue acertada:

“Enrique Peña Nieto se atrevió, en cuestión de estilo y lo hizo muy bien. El hecho de que eligiera un color gris en la corbata fue una buena alternativa porque proyectó neutralidad y formalidad. Se veía actual  y se desprendió  de esta imagen un tanto institucional que muchos mexicanos tenían del regreso del PRI al poder.

Brofft destacó también  el trabajo de imagen  que se hizo para brindarle una figura más madura a través de canas en las entradas del cabello y un evidente aumento de peso. Otro punto a destacar es el uso de una melena más natural y sin gel para el cabello.

Sin embargo, la imagen del hombre carismático, decidido y maduro podría derrumbarse, advierte el experto.

“Lo importante será ver que esta imagen que  ha construido tenga concordancia con lo que haga porque de nada va a servir esta idea de madurez, de seriedad, si a nivel de acciones de gobierno resulta inexperto, inseguro. Ahí habría un rompimiento. Cuando no hay una concordancia entre discurso e imagen hay perdida de confianza, de credibilidad , de posicionamiento de imagen,es el

Síguenos en Twitter: @TerraVyE.

Síguenos por Facebook en Terra Life & Style.

Sigue a Terra Vida y Estilo en tu móvil: m.terra.com.mx

Sigue también en tu tablet a Terra Vida y Estilo: tablet.terra.com.mx

¿Qué opinas de la moda?, ¿Has asistido a alguna pasarela? Comparte tus experiencias en TÚ, REPORTERO. y nosotros lo publicamos.

Terra