Bienestar

publicidad
30 de abril de 2009 • 12:56

90-60-90, ¿es la figura perfecta?

Incluir en la dieta diaria a todos los grupos de alimentos favorece el tener un cuerpo saludable.

Cuerpodelgado
Foto: Getty Images / Terra Networks México S.A. de C.V.
 

Haz del Canal de Mujer tu página de inicio y entérate de los mejores tips y recomendaciones para mejorar en tu vida


Suscríbete al boletín de Mujer y recibe los artículos más interesantes de la semana

Ciudad de México (México). Hoy en día tener una figura perfecta no es sólo una razón estética sino una cuestión de salud, si bien es cierto que las medidas 90-60-90 comenzaron como un patrón de belleza en el siglo XX y son útiles en los concursos de belleza, hoy sabemos que el cuerpo ideal es una cuestión individual y que las dimensiones en la figura dependen de diversos factores como la complexión, la realización de ejercicio físico y por supuesto la alimentación.

Pero, ¿qué pasa con todas aquellas mujeres que no pretenden participar en un concurso de belleza pero sí quieren tener una figura saludable? ¿Cómo saber qué medidas debe tener un cuerpo saludable? Una de las formas más sencillas es midiendo la cintura, pues de acuerdo a la Secretaría de Salud, la medida recomendable en mujeres debe ser menor o igual a 80 centímetros.

Desafortunadamente, a nivel nacional un cifra muy elevada de mujeres tienen medidas mayores a 80 centímetros y conforme incrementa la edad también la medida de su cintura.

1. Porcentaje de población femenina con medidas de cintura mayor a 80 cm y prevalencias de sobrepeso y/o obesidad.

Adaptado de Olaiz-Fernández G, Rivera-Dommarco J, Shamah-Levy T, Rojas R, Villalpando-Hernández S, Hernández-Avila M, Sepúlveda-Amor J. Encuesta Nacional de Salud y Nutrición 2006. Cuernavaca, México: Instituto Nacional de Salud Pública y nutrición 2006

La figura corporal se define principalmente por la distribución en el cuerpo de los huesos, los músculos, el agua y la grasa, de tal forma que estéticamente un cuerpo apropiado es aquel que tiene un balance entre estos aspectos.

Definitivamente para poder tener el cuerpo perfecto es indispensable mantener un estilo de vida saludable en donde se realice actividad física a diario y se lleve una alimentación equilibrada, todo esto es la clave, pero frecuentemente existen dudas y mitos en torno a una alimentación adecuada; el consumo de productos Light y de grasas son de los principales puntos de controversia.

Actualmente existe en el mercado una vasta oferta de productos Light, mismos que consumidos de una manera correcta son un aliado en la alimentación diaria de toda la familia, sin embargo, para lograr esto es necesario saber que el término Light es utilizado para identificar a los productos que han sido modificados en su composición, ya sea en su contenido de grasa y/o azúcar y/o sodio y que generalmente aportan menos calorías.

En el caso de Hellmanns, su versión Light ha sido elaborada con menos grasa y aporta sólo 36 kcal por cucharada (porción de 15g) lo que permite añadir sabor a los alimentos con un bajo aporte calórico, pues una de las principales funciones de las grasas es precisamente darle sabor a los alimentos. Sin lugar a dudas, es necesario considerar que una alimentación equilibrada es aquella que contiene todos los grupos de alimentos incluyendo a las grasas.

Algunas sencillas recomendaciones te ayudarán a hacer de tu alimentación un aliado para un cuerpo perfecto:

Las grasas buenas con moderación: Un adulto debe incluir en su alimentación a las grasas y hasta un 30% de la energía diaria deben provenir de éstas. Prefiere grasas de origen vegetal como nueces, almendras, aguacate, aceites vegetales y productos elaborados con estos como Hellmann's Light. Limita el consumo de grasas de origen animal a no más del 10% de la energía diaria.

Prefiere leche descremada: Un vaso de 250 ml tiene 8 gramos de grasa y un vaso de leche descremada o Light tiene entre cero o dos gramos de grasa.

Prefiere los quesos frescos a los más madurados y de sabor más fuerte. Los quesos frescos como el panela son una buena fuente de proteínas y contienen menos grasas.

Quita la grasa visible de la carne y la piel del pollo antes de cocinarla: Si quitamos la grasa de la carne puede reducirse hasta en la mitad la cantidad de calorías que nos aporta el platillo. Los cortes con menos grasa son el filete y el lomo, tanto de res como de cerdo.

Desgrasa los caldos: Para ello refrigéralos primero para que se solidifique la grasa y puedas retirarla con mayor facilidad.

Verduras del desayuno a la cena: Hazte el hábito de consumir en todos los tiempos de comida verduras, la recomendación es incluirlas dentro de las preparaciones.

La fruta se come no se bebe: Evita consumirla en jugos ya que en el proceso se pierde la mayor parte de la fibra y se concentra el azúcar. La recomendación para un adulto es consumir de 3 a 4 porciones de fruta al día, una porción es una pieza mediana o una taza.

Aprende a leer las etiquetas: En la actualidad hay una gran variedad de productos Light disponibles en el mercado, la elección de cada uno de ellos será mucho más fácil si aprendemos a leer la etiqueta donde esta contenida la información nutrimental

Con información de Porter Novelli

Terra